Anuncios gigolo de aguadas

Anuncios gigolo de anserma

Anuncios gigolo de aranzazu

Anuncios gigolo de belalcazar

Anuncios gigolo de chinchina

Anuncios gigolo de filadelfia

Anuncios gigolo de la dorada

Anuncios gigolo de la merced

Anuncios gigolo de manizales

Anuncios gigolo de manzanares

Anuncios gigolo de marmato

Anuncios gigolo de marquetalia

Anuncios gigolo de marulanda

Anuncios gigolo de neira

Anuncios gigolo de norcasia

Anuncios gigolo de palestina

Anuncios gigolo de pensilvania

Anuncios gigolo de pacora

Anuncios gigolo de riosucio

Anuncios gigolo de risaralda

Anuncios gigolo de salamina

Anuncios gigolo de samana

Anuncios gigolo de san jose

Anuncios gigolo de supia

Anuncios gigolo de victoria

Anuncios gigolo de villamaria

Anuncios gigolo de viterbo



Manizales. No lo imagines más. Sólo para mujeres.

Por fin, puedes leer en sus labios como también te desea toda la noche. Sientas esas manos que se posaron sobre tus caderas


Te veo claramente. Es de noche, de día, estás en el trabajo. Te sientes en la soledad abrumadora, aunque estés acompañada a diario y no te ven. Tal vez sea una de tantas noches en que empiezas a sentir calor en toda tu cara, que baja por tu garganta sedienta. Ese calor intenso que sigue descendiendo y prende la hoguera de tu vagina& muy húmeda, frágil, que te hace cruzar y apretar las piernas. Ese deseo que cada vez es peor angustia, que recuerda cuando tenías ese destello a veces momentáneo. Abres la ventana buscando aire. Despojas de ti cualquier vestidura, mientras posas con tu cuerpo hambriento gritando en silencio para que te posean una vez más. Esta vez, un nudo en la garganta nuevamente te embarga mientras una pequeña lagrima cae sobre la almohada, diciéndote no es justo, no me lo merezco, necesito sentirme mujer-. Sólo queda tratar de calmarte con tus dedos en tu vagina para bajar las ganas de alguna manera. Al amanecer, es un día rutinario con la misma experiencia inagotable. ¡Qué desgracia!Ahora creas ese amante imaginario que te hace subir el calor en la habitación. Es inevitable no observarlo, sentirlo en la mente, en todo tu ser. Lo vez tocarse en secreto, mientras tus haces lo mismo, deseando tenerlo dentro toda la noche. Comienzas a tocar tu vagina inundada por el deseo, mientras lo vez con todo su cuerpo mojado escurriendo gotas que bajan desde su cabeza y ruedan por su torso posándose en su ingle y piernas. Te sientes tan excitada y recuestas tu cabeza en la almohada mientras frotas más rápido tu vagina húmeda por encima de tu panty.Por fin, puedes leer en sus labios que también te desea toda la noche. De repente, sientas esas manos sobre tus caderas. Cuánto tiempo hacía desde la última vez que alguien te tomara tu cuerpo de esa forma tan deseosa y penetrarte. Sientes su aire caliente de los suspiros de deseos por ti, su boca te besa infinitamente tan suave y despacio que sientes tu cuerpo arder en llamas, mientras sus manos abandonan tu cadera y tus piernas frágiles no tienen otro remedio que abrirse. Un dedo cruza por tu vagina mojada que hacia tiempo no sentías, el clítoris siente braza ardiente y con el ojo en blanco ya a punto de un orgasmo con ese roce majestuoso.Te vienes a gritos pidiendo con más fuerza cayendo sobre la cama mientras suspiras pidiendo ser penetrada. Su verga empezó poco a poco a entrar en tu vagina. Lo deseas tanto y lo disfrutas como loca. Te toma también por la espalda. Te penetra y te lleva a las estrellas te coje duro, te coje despacio, te coje lento y rápido, a lo bestia, muy suave, azota tu cola, con una mano por la cadera y con la otra te tiene atrapada la vagina. Estás inmóvil. Te mueves de placer, gritas de gusto con gran placer, sonriendo por el manjar que te llena. Todos esos cambios de ritmo te están enloqueciendo, placer que no sentías desde mucho tiempo. Y todo su cuerpo delicioso sobre ti, a un lado, tocándote, acariciándote toda y disfrutas de que esté dentro de ti en todas las formas posibles.Sólo piensas en el placer que estás recibiendo y con esa verga tan rica que te está rompiendo una y otra vez. Te penetró tan rico que fue suficiente para mojar todas las sábanas. Luego, te besó apasionadamente y te acarició una vez más, mientras con sus manos toma tu cara y te mira fijamente hasta el infinito de tus ojos, esperando tal vez, una vez más, que todo inicie.Así que, no lo imagines más. Sólo escríbeme y vívelo conmigo.Hombre versátil, varonil, 100% heterosexual, maduro 44, confiable y muy discreto... Tu amante. (Sólo domicilios)


Manizales. No lo imagines más. Sólo para mujeres.